El mercado inmobiliario en España – La cuota de extranjeros sigue aumentando.

Según un informe del Colegio General del Notariado, el número de compras de inmuebles por extranjeros no residentes en España ha aumentado en la primera mitad de 2018. Hasta el 30 de junio en todo el territorio español, una de cada cinco propiedades en el mercado fue adquirida por un extranjero, lo que corresponde a un aumento del 5,6 % en comparación con el mismo período del año pasado.

Aproximadamente una quinta parte de las propiedades en España es adquirida por extranjeros. En las Islas Baleares, la mayoría de los compradores son alemanes. Fuente: www.notariado.org

El grupo de compradores más fuerte entre los no-españoles a nivel nacional son los británicos. En las provincias de Murcia, La Rioja, Andalucía y en la Comunidad Valenciana, ocupan el primer lugar entre los compradores extranjeros. A los franceses especialmente les gusta comprar propiedades en España a lo largo de la frontera francesa y el Golfo de Vizcaya. En las Islas Baleares, sobre todo en Mallorca, los compradores alemanes dominan el mercado con el 46%.

La venta de inmuebles en las Islas Baleares

En cuanto a los números de operaciones de compraventa, el Ministerio de Fomento observó una ligera disminución en las ventas de propiedades en el primer semestre de 2018. En Mallorca, Ibiza y Menorca, se vendieron 9.078 propiedades durante este período, un 4,35% menos que en el mismo período del año pasado.

Mallorca sigue siendo el mercado inmobiliario más fuerte de las Islas Baleares con un porcentaje de casi el 80%. En el municipio de Calvià en Mallorca que normalmente es de un gran volumen de ventas, se ha registrado una disminución significativa. Esto incluye zonas privilegiadas como Bendinat, Portals Nous y Santa Ponsa. Este municipio con propiedades de altos precios que es especialmente codiciada entre los inversionistas extranjeros, reportó un total de 752 operaciones de compraventas en el primer semestre de 2018, casi un 20% menos que en el mismo período del año anterior.

El sureste de Mallorca no solo ofrece un paisaje precioso, sino también una amplia selección de casas de campo de alta calidad.

El mayor porcentaje de aumento en las ventas se encuentra en el pequeño municipio de Campos, en el sureste de Mallorca. De enero a junio de 2018, aquí se vendieron un total de 140 propiedades, en comparación con solo 83 en el mismo período del año anterior, lo que corresponde a un aumento de casi el 80%. En la capital, Palma, por el contrario, el volumen de compraventas de alrededor de 3.100 propiedades se mantuvo casi igual que en el mismo período del año anterior.

Thorsten Kaiser, Director de Ventas en España, confirma la tendencia del sureste para la filial de Porta Mallorquina:

«El suroeste sigue siendo una región muy codiciada, pero los clientes están recurriendo cada vez más a otras áreas, especialmente en el sureste de Mallorca, donde hemos visto un aumento significativo de la demanda en los últimos dos años».

En esta región que está de moda, Porta Mallorquina tiene una oficina en Santanyí, y la inmobiliaria cuenta con 9 oficinas en toda Mallorca.

Los comentarios están cerrados.