¿Es mejor dejar en herencia o donar una vivienda? Una cuestión de dinero…

Si transfiere su propiedad vacacional de forma inteligente, puede ahorrar mucho dinero: En casos extremos, la carga impositiva sobre las herencias o donaciones en España puede ser superior al 70%. También puede ser mucho menos, por lo que ofrecemos una visión general y explicamos dónde están las trampas y las oportunidades para los no residentes.

Cualquiera que tenga una propiedad en Mallorca tendrá que preguntarse tarde o temprano: ¿Qué pasará con mi casa vacacional cuando ya no esté? ¿Es mejor hacer una donación en vida o dejar una herencia? A la hora de transmitir un inmueble en España, hay que tener en cuenta toda una serie de normas legales. Tiene sentido tratar estos temas incluso antes de la compra. Puede llegar a ser complicado, especialmente en el caso de situaciones transfronterizas (contribuyente alemán – propiedad española). Por lo tanto, es aconsejable contratar asesores en ambos países que se comuniquen entre ellos.

Si transfiere su propiedad vacacional de forma inteligente, puede ahorrar mucho dinero

Si transfiere su propiedad vacacional de forma inteligente, puede ahorrar mucho dinero

Diferencias fiscales en las herencias y donaciones

La legislación española difiere considerablemente de la alemana. Por ejemplo, mientras que el impuesto sobre sucesiones y donaciones es el mismo en la República Federal de Alemania, en España hay una diferencia. En España, cuando se hace una herencia, se paga solo el impuesto sobre sucesiones. Este se calcula sobre el valor de mercado del inmueble en el momento del fallecimiento de la persona. A diferencia de lo que ocurre en Alemania, España no suele tributar la plusvalía. El heredero debe pagar el impuesto sobre sucesiones sobre el valor actualizado de la propiedad.

El impuesto sobre sucesiones en Baleares

En las Islas Baleares, el impuesto mínimo para los familiares del fallecido es de solo el uno por ciento (hasta 700.000 €). El tipo impositivo puede seguir aumentando en función del patrimonio existente y del grado de parentesco, pero para el círculo familiar más cercano se aplican condiciones que suelen dar lugar a una tributación más baja que en Alemania.

También es importante la base imponible, es decir, el valor sobre el que se paga el impuesto. En el caso de los bienes inmuebles, el valor de referencia se utiliza como valor mínimo desde enero de 2022. La oficina del registro de la propiedad determina este valor anualmente en función del tamaño de la propiedad y de los costes del metro cuadrado en la zona correspondiente.

No se debe esperar un descuento significativo a través de las desgravaciones fiscales: en el caso del impuesto sobre sucesiones, son 50.000 € en el mejor de los casos.

Las autoridades están al pendiente de los no residentes

En el caso de los no residentes, las autoridades locales hacen especial hincapié en que los inmuebles españoles se transmitan a los herederos legítimos. El impuesto español sobre sucesiones se limita a los bienes y derechos situados en el país.

Desde 2015, los no residentes -es decir, las personas que no viven en el país de forma permanente- pueden elegir entre la normativa del Gobierno central y la del impuesto sobre sucesiones de la región en la que se encuentra la mayor parte del patrimonio. Para Mallorca, esto significa: los herederos pueden beneficiarse de los tipos impositivos más favorables para los parientes cercanos que se aplican en las islas. Por regla general, la normativa regional es más ventajosa, lo que pone fácil la elección. En cualquier caso, hay que buscar asesoramiento, porque la normativa varía de una región a otra.

También es importante tener en cuenta que se permite un periodo de 6 meses entre la fecha de fallecimiento de la persona y el pago del impuesto sobre sucesiones. Especialmente para los herederos no residentes en España, este periodo puede ser muy corto. Una escritura de aceptación de la herencia y la prueba de que se ha pagado el impuesto sobre sucesiones, son requisitos indispensables para que una propiedad se transfiera al nuevo propietario.

Donaciones: el impuesto oculto sobre la renta

Aquellos que donan un inmueble en España quizás tengan que pagar el impuesto sobre la renta, a diferencia de lo que ocurre con las herencias. Mientras que el impuesto sobre donaciones lo paga el donatario, el impuesto sobre la renta lo paga el donante. El impuesto se devenga sobre el incremento de valor que ha experimentado el piso o la casa desde la compra y, por tanto, se corresponde con el impuesto sobre los beneficios en el caso de una venta. Dependiendo del importe de esta ganancia teórica, el impuesto sobre la renta puede ser significativamente mayor que el impuesto sobre donaciones. 

Por ejemplo: Una casa de vacaciones en Palma, que ha sido comprada hace 20 años por 200.000 euros, ahora será donada y vale el doble. El donatario paga el impuesto sobre donaciones por 400.000 euros, que en las Islas Baleares es el siete por ciento entre parientes cercanos; es decir, 28.000 euros. El donante también paga un impuesto sobre ganancia de capital de 19% -sólo teórica- sobre los 200.000 euros, es decir, 38.000 euros. En total, la familia tiene que pagar 66.000 euros por este traspaso, lo que corresponde al 16,5 por ciento del valor del inmueble. 

En el caso del Impuesto sobre donaciones, no hay ningún importe que sea libre de impuestos, sino sólo concesiones en casos especiales. Mientras que a los parientes más cercanos se les aplica un impuesto fijo de 7%, a otros tipos de parentesco o a los que no son parientes se les puede imponer una carga fiscal de 70% si las condiciones son desfavorables.

La alternativa en Mallorca: El pacto sucesorio

Otra posibilidad en las Islas Baleares es el uso de un pacto sucesorio, permitido sólo en algunas regiones. El llamado “Pacto Sucesorio” corresponde a una donación con las condiciones fiscales de una herencia. Esto podría ser considerablemente más favorable, pero no siempre es así, por lo que es necesario comprobar para cada caso concreto si el pacto representa realmente una ventaja. 

Sin embargo, el uso de este antiguo instrumento legal como un nuevo tipo de ahorro fiscal sólo está claro para los residentes. Su uso por parte de los no residentes con nacionalidad extranjera es un poco incierto. A principios de julio de 2022, los partidos del Parlamento de las Islas Baleares acordaron sentar nuevas bases para el Pacto Sucesorio y de esa forma garantizar la seguridad jurídica. La ley correspondiente se aprobará a finales de año; hasta entonces, sólo se puede especular sobre los detalles de la nueva normativa.

La firma de asesoría fiscal y jurídica Plattes Group es especialista en el tema de las herencias y donaciones en España. Consultas a: info@plattesgroup.net. 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.